miércoles, 17 de febrero de 2010

Lágrimas en las hojas

Llueve. El día se ha puesto gris, y las nubes lloran, derramando sus lágrimas sobre las hojas.

Pero hoy otra persona está derramando las suyas, una amiga.
Cubriendo sus ojitos con océanos de tristeza debido a los infortunios de esta vida.
Mi niña, desde donde estoy, lejos, muy lejos de ti, no puedo abrazarte ni limpiar esas lágrimas.

Solo pido al dios en el que crees, que si está ahí, si nos escucha, que el fuego de este pequeño pájaro, el cual ayudaste a encender , atraviese la distancia y seque tus lágrimas. Seguro que esta noche después de cenar, cuando vayas a dormir , si te paras a sentir un momento , sentirás mi calor.

Amiga mía, cuando pase esta tormenta verás que, como las plantas que se bañan con las lágrimas de los cielos, tu también florecerás. Mostrarás tus bellos colores al mundo.

Mi princesa , no desesperes, ánimo ; y cada vez que desfallezcas recuerda que siempre podrás contar con el calor de mis alas.

1 comentario:

  1. Es una de las cosas más bonita que he leido, me has llenado el corazón de emoción.

    ResponderEliminar